Superando las decepciones

Todo líder reconoce la necesidad de mantener un enfoque firme y una motivación intrínseca para alcanzar, mantener y avanzar en  sus objetivos. En un mundo de ensueño avanzaríamos sin obstáculos, creciendo y teniendo éxito siempre. Sin embargo, el mundo no es perfecto y nosotros tampoco. El hecho es que, a menudo suele ser  difícil reconciliar este conocimiento internamente, sabiendo que hay puertas a la espera de abrirse, oportunidades para explorar, y personas y sociedades que impactar, para bien.

El obstáculo más grande que con frecuencia encontramos, es el choque de decepción en nuestro corazón, y el anfitrión de las emociones negativas que lo acompañan.

“Su momento decisivo puede llegar, justo cuando se siente rodeado por la adversidad.” Lee Colan

En realidad, las semillas de la decepción prueban la fortaleza de nuestro propósito,  la expresión de nuestra voz, y la habilidad de edificar el carácter que inspira confianza.  Ésta es la encrucijada de temor a la que todos nos enfrentamos, pero que nos capacita para irnos por el camino menos transitado.

“Las decepciones pueden ser los pequeños pasos, en el camino a la frustración y el fracaso, o los bloques de construcción de la fuerza interior y el triunfo.”


Reconozca que cualquier cosa de valor o de mérito, rara vez se obtiene sin decepciones. Reconozca que las decepciones nos pueden enseñar acerca de nosotros mismos, y convertirse en el catalizador de estrategias creativas

¡He aprendido a través de los años, que mis grandes decepciones me posicionaron para lo mejor y lo más alto! En esos momentos pude ver claramente los sabotajes, y realinearme personal y profesionalmente para plataformas de influencia más grandes.

“Nuestros mejores éxitos llegan a menudo después de nuestras más grandes decepciones”. Henry Ward Beecher.

Reconozca que lo externo no puede triunfar sobre lo interno. Si mi riqueza interna, no excede a la externa, voy a fallar bajo el peso de mi asignación. Si mi carácter interno, no es mayor que la influencia externa, le haré daño a otros y pondré en peligro mi éxito. 

Cuando me enfrento a las decepciones, me permite evaluarme a mí mismo para aumentar mis fortalezas y tomar responsabilidad por mis debilidades. En este proceso estoy madurando, y puedo disfrutar de la seguridad interna de liderazgo personal.

“Lo que se esconde detrás de nosotros y lo que está delante nosotros, no se compara con lo que está dentro de nosotros.” Ralph Waldo Emerson

Establezca paz interna como su meta diaria. Las decepciones son una afrenta directa a la paz interna. Cada vez que gane esta guerra descubrirá que la decepción temporal, no tiene un efecto permanente.

Usted descubrirá una resistencia interna, que reemplaza a toda la crisis y el drama cercano. La paz libera la creatividad dentro de usted para soluciones estratégicas, una sana interacción con los demás, y un refugio del agravio del miedo.

“El tamaño de su éxito se mide por la fuerza de su deseo; el tamaño de su sueño; y la forma de manejar la decepción por el camino”. Robert Kiyosaki

¡No es lo que le pase a usted SINO dentro de usted, lo que traza su curso! El liderazgo saludable faculta al líder a disfrutar el proceso.  ¡Que sus decepciones se puedan convertir en oportunidades, que le edifiquen, y le den la posición para grandes cosas!

Dra. Melodye Hilton